lunes, 25 de febrero de 2019

4 maneras de prevenir la agresividad en perros

La agresión de ciertos perros hace que algunas personas eviten razas particulares. Sin embargo, hay más que solo genes que juegan en la agresividad de un perro. Cosas como el entrenamiento previo y el cuidado pueden afectar el comportamiento de un perro. Si tu perro es un perro de rescate, es importante tener en cuenta si sufrió abusos o fue descuidado en el pasado, ya que esto podría indicar una tendencia a la agresión. Teniendo esto en cuenta, aquí hay cuatro cosas que debe recordar para ayudar a prevenir y enfrentar la agresión de tu perro.

4 maneras de prevenir la agresividad en perros

4 maneras de prevenir la agresividad en perros

1. Comprender las necesidades de ciertas razas de perros
Los perros han sido criados por años para obtener rasgos particulares deseables, por lo que la investigación adecuada sobre las razas de perros puede garantizar que elijas el cachorro que mejor se adapte a tus expectativas. Hay perros que fueron criados para proteger más que otros perros. Este tipo de perros son buenos para las personas que no son tímidas o mansas, ya que los perros como este necesitan a alguien que pueda afirmarse como el alfa. Un perro es un animal de manada y necesita encontrar su lugar en la manada. Si permites que tu perro gane dominio, continuará su racha agresiva.

2. Formación y entrenamiento de perros
Todos los perros necesitan entrenamiento. Para los perros que muestran signos de agresión, como gruñir cuando alguien se acerca a su plato de comida, estos tipos de comportamientos deben corregirse de inmediato. El perro necesita saber quién tiene el control y cuáles son las reglas. Además, ser violento con tu perro como método disciplinario no es la forma correcta de corregir comportamientos, así que asegúrate de utilizar los métodos de entrenamiento adecuados, según las indicaciones de un entrenador de perros certificado.

3. Comprende el nivel de comodidad de tu perro
Los perros son únicos y no todos comparten los mismos niveles de comodidad. Algunos perros aman a los niños y otros perros, mientras que otros no les va bien con los niños u otros perros. Presta atención a las interacciones con las que tu perro no se siente cómodo. Cuando saques a tu perro a pasear, toma las precauciones necesarias, como ponerles un bozal para minimizar cualquier peligro. Al mantener a su perro en su zona de confort, usted está protegiendo a su perro y a los que lo rodean. Asegúrate  de estar dispuesto a entender y comprometerte a cuidar a tu perro y ten la disposición de tomar las medidas adicionales que puedan surgir cuando tengas un perro que demuestre comportamientos agresivos.

4. Entiende la agresividad que demuestra tu perro
Algunos perros son agresivos por el miedo, mientras que otros pueden ser agresivos por el territorio. Saber qué tipo de agresividad exhibe tu perro puede ayudarte a comprender qué tipo de cuidado necesita tu mascota. Por ejemplo, César Millan dice que si tu perro es agresivo por el miedo, gran parte de la agresión potencial puede liberarse ejercitandolo adecuadamente. Si tu perro es ejercitado, su mente también está más sana.

Los perros agresivos tienden a ser mal entendidos. Al entender a tu perro y sus hábitos, puedes entrenarlo para evitar comportamientos agresivos y ser una gran mascota.

¿Cómo mantienes la posición alfa con tu perro? ¡Deja un comentario y déjanos saber!

0 comentarios:

Publicar un comentario