Frase de Perros 1

'Un perro te enseñará amor incondicional. Si puedes tener eso en tu vida, las cosas no serán tan malas.' Robert Wagner.

Frase de Perros 2

'Trata bien a un perro y él te tratará bien. Te hará compañía, será tu amigo y nunca te cuestionará.' Mary Ann Shaffer.

Frase de Perros 3

'A un perro no le importa si eres rico o pobre, inteligente o tonto. Dale tu corazón y él te dará el suyo.' Milo Gathema.

Frase de Perros 4

'Los perros son a menudo más felices que los hombres, simplemente porque las cosas más simples son las cosas más grandes para ellos.' Mehmet Murat Ildan.

Frase de Perros 5

'Un perro es la única cosa en la Tierra que te ama más de lo que se ama a sí mismo.' Josh Billings.

Mostrando entradas con la etiqueta Alimentación. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Alimentación. Mostrar todas las entradas

jueves, 29 de abril de 2021

Lista de alimentos para humanos que los perros pueden y no pueden comer

Los perros y los humanos metabolizan los alimentos de manera diferente. Por esta razón, algunos alimentos son seguros para los humanos, pero pueden ser tóxicos y potencialmente mortales para los perros.

Por otro lado, hay muchos alimentos para humanos que son perfectamente seguros e incluso saludables para que los perros los consuman de vez en cuando, es por eso que te recomendamos buscar más información nutritiva en Alimascota y te dejamos una descripción general de 50 alimentos y si tu perro puede comerlos o no.

Lista de alimentos para humanos que los perros pueden y no pueden comer

alimentos que pueden y no pueden comer los perros

1. Zanahorias: se pueden comer

Tanto las zanahorias crudas como las cocidas son seguras para que su perro las coma.

Las zanahorias son bajas en calorías y una buena fuente de vitaminas, minerales y fibra. Esto los convierte en un alimento muy saludable para que tu perro coma.

Antes de darle zanahorias a tu perro, asegúrate de cortarlas en trozos pequeños para evitar que se atragante.

2. Uvas y pasas: no se pueden comer

Nunca debes alimentar a tu mascota con uvas o pasas. Las uvas y las pasas contienen compuestos tóxicos que son dañinos para los perros. Tienen el potencial de provocar una insuficiencia renal rápida e incluso la muerte.

Incluso pequeñas cantidades de uvas y pasas pueden enfermar a su perro, por lo que es importante evitar dárselas por completo.

3. Sal: limitada

La sal debe limitarse en la dieta de tu perro.

La ingesta excesiva de sal puede provocar intoxicación por sal o privación de agua en los perros, lo que puede provocar vómitos, diarrea y convulsiones. En casos severos, altas cantidades de sal pueden ser fatales.

Para prevenir efectos adversos, no debes alimentar a tu perro con alimentos salados, como papas fritas. Además, asegúrate siempre de que tu perro tenga agua para beber, lo que puede prevenir la falta de agua.

4. Queso: limitado

Los perros perros pueden comer queso de manera limitada. El queso es seguro para la mayoría de los perros si lo comen en pequeñas cantidades.

Debido al contenido de grasa y lactosa del queso, algunos perros pueden tener síntomas digestivos, como dolor de estómago y diarrea, después de comerlo.

Para evitar síntomas desagradables, es mejor introducir el queso en la dieta de tu perro de forma gradual. También puede ser útil alimentar a tu mascota solo con quesos bajos en grasa, como la mozzarella.

5. Huevos: se pueden comer

Los huevos cocidos son perfectamente seguros y nutritivos para los perros.

Un huevo mediano proporciona casi todas las vitaminas y minerales, además de muchas proteínas. Hay afirmaciones de que los huevos también pueden ayudar a aliviar las náuseas en los perros.

Es importante tener en cuenta que debes evitar alimentar a tu perro con huevos crudos. Si bien los perros generalmente no se enferman por comer huevos crudos, las bacterias, como la Salmonella, pueden transmitirse del perro a sus dueños humanos, lo que aumenta el riesgo de infección.

6. Salmón: puede comer

El salmón cocido y deshuesado es un alimento seguro y saludable para tu mascota.

El salmón es una gran fuente de ácidos grasos omega-3, que se sabe que reducen la inflamación y pueden ayudar a mantener la piel y el pelaje de tu perro sanos.

Sin embargo, debes evitar alimentar a tu perro con salmón crudo. Puede contener un parásito que se sabe que causa la intoxicación por salmón, que puede ser fatal.

7. Chocolate: no se puede comer

Es bien sabido que los perros nunca deben comer chocolate.

Esto se debe a que el chocolate contiene teobromina y cafeína, dos estimulantes que los perros no pueden metabolizar de manera eficiente.

Si tu perro come chocolate, puede presentar síntomas como vómitos, diarrea y deshidratación. Estos síntomas pueden conducir a complicaciones más graves, como hemorragia interna, temblores musculares, convulsiones y muerte.

Las variedades de chocolate más oscuras y menos dulces, como el cacao en polvo y el chocolate de panadería sin azúcar, son más venenosas para los perros que las variedades endulzadas, como el chocolate con leche.

Sin embargo, es importante no alimentar a tu perro con ningún tipo de chocolate.

8. Mantequilla de maní: se puede comer

La mantequilla de maní es saludable y seguro para que los perros coman en cantidades moderadas.

Sin embargo, es mejor limitar la ingesta de mantequilla de maní de tu perro. Dado que la mantequilla de maní tiene un alto contenido de grasas y calorías, puede provocar un aumento de peso si come demasiado .

Además, asegúrate de alimentar a tu perro con mantequilla de maní simple y sin sal. La mantequilla de maní comúnmente tiene ingredientes adicionales que se le agregan, como la sal, que podría ser dañina para tu perro.

9. Arándanos: se pueden comer

Los arándanos son seguros y nutritivos para los perros.

Los arándanos son una rica fuente de antioxidantes que combaten enfermedades y proporcionan una cantidad significativa de vitaminas, minerales y fibra, todos los cuales pueden beneficiar la salud de tu perro.

Además, los arándanos son bajos en calorías y de tamaño pequeño, lo que los convierte en un excelente regalo saludable para tu perro.

10. Palomitas de maíz: se pueden comer

Los perros pueden comer palomitas de maíz como un bocadillo ocasional, siempre que no contenga ningún ingrediente adicional.

A menudo se agrega sal a las palomitas de maíz, lo que puede provocar complicaciones graves si tu perro come demasiado. La mantequilla y el aceite son otros ingredientes comunes de las palomitas de maíz que tienen un alto contenido de grasa y pueden provocar pancreatitis en los perros si se consumen en exceso.

Por estas razones, es mejor alimentar a su perro solo con palomitas de maíz simples.

Los granos de palomitas de maíz también son un peligro de asfixia y pueden atascarse en los dientes de tu perro, por lo que solo debe proporcionar a su perro granos completamente reventados.

11. Anacardos: limitados

Debes limitar la ingesta de anacardos de tu perro.

Los anacardos simples, sin sal y tostados son seguros para que la mayoría de los perros los coman con moderación. Sin embargo, los anacardos tienen un alto contenido de grasas y calorías y pueden provocar un aumento de peso y pancreatitis cuando se consumen en exceso.

Por estas razones, debes limitar la ingesta de tu perro a uno o dos anacardos al día o menos.

12. Almendras: limitadas

Es mejor limitar las almendras en la dieta de tu perro.

Aunque las almendras simples sin sal son generalmente seguras para que los perros las coman en pequeñas cantidades, son difíciles de digerir y pueden provocar vómitos y diarrea.

Las almendras también son ricas en grasas y calorías y tienen el potencial de causar aumento de peso y pancreatitis en los perros. Si alimentas a tu perro con almendras, es mejor darle porciones muy pequeñas.

13. Piña: puede comer

La piña fresca es segura para que los perros la coman en pequeñas cantidades.

Además, la piña está llena de muchas vitaminas, minerales y fibra, lo que la convierte en un excelente refrigerio rico en nutrientes para tu perro.

Al igual que con otros alimentos, los perros pueden experimentar síntomas como náuseas y diarrea si comen demasiada piña. Por lo tanto, es mejor alimentar a tu mascota con una pequeña cantidad de piña a la vez.

14. Cebollas: no se pueden comer

Nunca debes alimentar a tu perro con cebollas.

Las cebollas contienen disulfuro de N-propilo, un compuesto que es tóxico para los perros. Puede dañar los glóbulos rojos de su perro, reduciendo su capacidad para transportar oxígeno a través del cuerpo. Esto a menudo resulta en una condición llamada anemia.

La anemia en los perros se caracteriza por una variedad de síntomas, que incluyen letargo, debilidad, disminución del apetito y desmayos. En casos graves, los perros con anemia pueden necesitar una transfusión de sangre.

Es importante tener en cuenta que todos los componentes y formas de las cebollas son tóxicos para los perros, incluso las hojas, el jugo y los polvos procesados, como la cebolla en polvo.

15. Sandía: puede comer

La sandía es segura para que la coman los perros, siempre que no contenga la cáscara ni las semillas.

Las cáscaras y semillas de sandía pueden representar un peligro de asfixia, y algunas personas afirman que pueden causar problemas digestivos en los perros.

Sin embargo, la sandía por sí sola es un tratamiento muy saludable para los perros, ya que es baja en calorías y está llena de nutrientes, como vitamina A y vitamina C.

16. Requesón: limitado

Los perros pueden comer requesón en pequeñas cantidades.

Sin embargo, algunos perros pueden experimentar problemas digestivos, como náuseas y diarrea, después de consumir requesón.

Por estas razones, debes limitar la ingesta de requesón de tu perro a una o dos cucharadas pequeñas por día o menos.

17. Pan: puede comer

El pan blanco o de grano entero es seguro para la mayoría de los perros como un bocadillo ocasional.

Antes de alimentar a tu perro con pan, asegúrate de que no contenga ningún ingrediente adicional, como pasas, que podrían ser potencialmente dañinos.

Además, ten en cuenta que el pan, junto con otros alimentos, agrega calorías adicionales a la dieta de tu perro y puede causar un aumento de peso si come demasiado.

18. Moras: pueden comer

Puedes alimentar a tu perro con moras de forma segura.

Las moras frescas o congeladas son un regalo saludable para los perros. Son bajas en calorías y ricas en vitaminas, minerales y antioxidantes. Además, las moras son una gran fuente de fibra.

Si a tu perro le gustan las moras, puedes darle unas cuantas cada día como golosina.

19. Aguacate: no se puede comer

Los perros nunca deben consumir aguacates.

Esto se debe a que contienen una toxina llamada persina, que se sabe que es muy venenosa para los perros. Puede provocar la acumulación de líquido en los pulmones y el pecho, lo que puede causar dificultades para respirar, falta de oxígeno e incluso la muerte.

La persina se encuentra en todas las partes del aguacate, incluida la fruta, el hueso, las hojas y la corteza. Por lo tanto, siempre debes mantener los aguacates lejos de tu perro.

20. Maíz: se puede comer

Los perros pueden comer maíz en cantidades moderadas.

El maíz es una buena fuente de algunas vitaminas y minerales y es un ingrediente común en muchos tipos de alimentos para perros. Una cucharada o dos de maíz por día es un tamaño de porción apropiado para perros.

Aunque los granos de maíz cocidos y simples son seguros para los perros, nunca debes alimentar a tu perro con mazorcas de maíz. La mazorca es un peligro de asfixia y podría provocar una obstrucción intestinal si se consume.

21. Tomates: limitados

Está bien alimentar a tu perro con tomates como un premio ocasional, siempre que ya que están maduros.

Los tomates verdes, por otro lado, pueden contener pequeñas cantidades de tomatina, un glicoalcaloide tóxico. Si bien los tomates verdes no son tóxicos para las personas, pueden dañar a los perros. 

Los perros que consumen demasiada tomatina pueden experimentar náuseas, frecuencia cardíaca anormal, debilidad muscular y dificultad para respirar.

22. Guisantes verdes: se pueden comer

En general, es seguro para los perros consumir guisantes.

Los guisantes verdes son un ingrediente común en muchos tipos de alimentos para perros. Los perros no solo los encuentran sabrosos, sino que los guisantes verdes también son bajos en calorías y ricos en muchos nutrientes, lo que los convierte en un regalo saludable para su perro.

Sin embargo, solo alimenta a tu perro con guisantes frescos o congelados, no con los enlatados. Los guisantes enlatados a menudo están cargados de sal, que es dañina para los perros en grandes cantidades.

23. Avena: se puede comer

La avena natural es segura para que tu perro la coma.

La avena proporciona mucha fibra, así como algunas vitaminas y minerales.

Al igual que con todos los alimentos, debes alimentar a tu perro con avena con moderación para evitar que aumente de peso.

Además, es importante alimentar a tu perro solo con avena natural, en lugar de avena con sabor. A la avena aromatizada se le pueden agregar ingredientes adicionales que podrían ser dañinos para tu perro.

24. Café y té: no pueden comer

El café y el té son peligrosos para los perros debido a su contenido de cafeína.

La cafeína estimula el sistema nervioso de tu perro, lo que puede provocar una serie de síntomas, que incluyen hiperactividad, vómitos, diarrea, frecuencia cardíaca elevada, convulsiones y temblores.

La insuficiencia pulmonar y el ritmo cardíaco anormal pueden ser el resultado de demasiada cafeína, que en última instancia puede conducir a la muerte.

Incluso pequeñas cantidades de cafeína pueden causar efectos adversos en los perros, por lo que siempre debes mantener el café y el té fuera del alcance de tu mascota.

25. Manzanas: pueden comer

Las manzanas cortadas en rodajas son seguras y saludables para que las coman los perros.

Las manzanas aportan una cantidad importante de vitaminas, minerales y antioxidantes. Además, tienen un alto contenido de fibra, lo que puede beneficiar el sistema digestivo de tu perro.

Sin embargo, nunca debes alimentar a tu perro con semillas de manzana, ya que contienen cianuro, una sustancia química que puede ser venenosa en grandes cantidades. Siempre debes quitar las semillas antes de darle manzanas a tu perro.

26. Ajo: no se puede comer

Nunca debes alimentar a tu perro con ajo.

El ajo contiene sustancias químicas llamadas tiosulfatos, que son tóxicas para los perros. Los tiosulfatos pueden dañar los glóbulos rojos de su perro y provocar anemia. El consumo de ajo también puede provocar síntomas como vómitos y diarrea en perros.

En casos graves, los perros pueden necesitar una transfusión de sangre si consumen grandes cantidades de ajo. Por lo tanto, es importante evitar alimentar con ajo a tu perro, incluso en pequeñas cantidades.

27. Brócoli: pueden comer

Los perros pueden comer brócoli crudo o cocido con moderación.

El brócoli es un vegetal bajo en calorías que contiene altas cantidades de muchos nutrientes, lo que lo convierte en un bocadillo muy saludable para tu perro.

Sin embargo, el brócoli contiene isotiocianatos, que son compuestos que pueden irritar el sistema digestivo de su perro si come demasiado. Por lo tanto, solo debes alimentar a tu perro con brócoli como un refrigerio ocasional.

28. Pollo: puede comer

El pollo cocido es un alimento saludable que es seguro para la mayoría de los perros.

El pollo es uno de los ingredientes más utilizados en los alimentos para perros, ya que es una excelente fuente de proteínas, que los perros necesitan para mantenerse saludables. Puedes alimentar a tu perro con pollo solo o combinarlo con tu comida habitual.

Vale la pena señalar que siempre debes quitar la carne del hueso antes de dársela a tu perro. Los huesos de pollo representan un peligro de asfixia y pueden perforar su tracto digestivo.

Además, es importante evitar alimentar a tu perro con pollo crudo para prevenir una infección por Salmonella.

29. Batatas: se pueden comer

Las batatas son un alimento seguro y saludable para que los perros coman en cantidades moderadas.

Las batatas son fáciles de digerir para los perros y ricas en vitamina A, que es importante para la salud ocular y el sistema inmunológico de tu perro.

Puedes agregar algunas batatas a la comida habitual de tu perro o dárselas como un bocadillo ocasional.

Ten en cuenta que demasiada vitamina A puede provocar problemas óseos y debilidad muscular en los perros. Por lo tanto, debes evitar alimentar a tu perro con cantidades excesivas de batatas .

30. Coco: puede comer

El coco es seguro para que lo consuman los perros.

Además, se ha afirmado que alimentar a los perros con coco o aceite de coco como un regalo ocasional beneficia su piel y pelaje.

Es importante tener en cuenta que el aceite de coco es rico en grasas y calorías y, por lo tanto, es mejor que los perros lo consuman con moderación para evitar el aumento de peso. Dependiendo del tamaño de tu perro, un cuarto de cucharadita a 1 cucharada al día es un tamaño de porción apropiado.

31. Alcohol: no se puede consumir

Los perros nunca deben consumir alcohol.

El consumo incluso de pequeñas cantidades puede provocar intoxicación por etanol en los perros. Esto causa cansancio, falta de coordinación, convulsiones, vómitos y diarrea .

Si un perro consume demasiado alcohol, puede provocar síntomas más graves, como ataque cardíaco, insuficiencia pulmonar, coma e incluso la muerte.

Los productos que contienen alcohol, como bebidas alcohólicas, perfumes, enjuagues bucales y productos de limpieza, siempre deben mantenerse alejados de los perros.

32. Carne de cerdo: pueden comer

La carne de cerdo cocida sin especias, condimentos o salsas añadidas es segura para que los perros la coman.

Sin embargo, nunca debes alimentar a su perro con carne de cerdo cruda o poco cocida para prevenir una infección bacteriana, que puede enfermar a tu mascota.

Además, las formas procesadas de carne de cerdo, como el jamón y el tocino, no deben administrarse a los perros. A menudo tienen un contenido extremadamente alto de sal, lo que puede ser perjudicial para los perros.

33. Canela: limitada

La canela no es tóxica para los perros, pero aún así debe limitarse en la dieta de un perro.

Si los perros consumen canela en grandes cantidades, puede irritarles la boca y el sistema digestivo. Además, si tu perro inhala canela en polvo, puede causar tos, asfixia y dificultades para respirar.

Incluso los alimentos que contienen canela como ingrediente, como los productos horneados, pueden provocar efectos adversos si tu perro consume demasiado.

34. Mango: puede comer

Los perros pueden comer mango como un bocadillo ocasional.

Los mangos son muy saludables para los perros en pequeñas cantidades, ya que aportan varias vitaminas y minerales, además de mucha fibra.

Antes de alimentar a tu perro con mangos, asegúrese de pelarlos, ya que la piel puede ser difícil de digerir. 

35. Nuez moscada: no se puede comer

La nuez moscada no es segura para que la coman los perros.

Esto se debe a que la nuez moscada contiene miristicina, un compuesto que es tóxico para los perros cuando se consume en grandes cantidades. Puede causar desorientación, aumento de la frecuencia cardíaca, presión arterial alta, sequedad de boca, dolor de estómago y convulsiones.

Debe mantener la nuez moscada fuera del alcance de su perro y evitar que consuma productos horneados y otros alimentos que contengan nuez moscada.

36. Miel: limitada

Solo debes alimentar a tu perro con miel en cantidades limitadas.

La miel tiene un alto contenido de azúcar, que puede sumar calorías y contribuir al aumento de peso si tu perro come demasiado.

Si deseas alimentar a tu mascota con miel de vez en cuando, es mejor proporcionarle solo una cantidad muy pequeña.

37. Leche: limitada

Debes evitar que tu perro beba demasiada leche.

La intolerancia a la lactosa es común en los perros, lo que puede causar heces blandas, gases, vómitos, dolor de estómago y diarrea.

Algunos perros pueden tolerar pequeñas cantidades de leche como una comida ocasional, pero no deben beber más de unas pocas cucharadas de leche al día.

38. Pavo: puede comer

La mayoría de los perros pueden comer pavo sin efectos adversos.

Sin embargo, evita darle a tu perro pavo sazonado y relleno para evitar que coma ingredientes potencialmente dañinos, como cebollas y ajo.

Además, tu perro solo debe comer pavo deshuesado y sin piel.

39. Arroz: se puede comer

Los perros pueden comer arroz integral o blanco simple y cocido.

El arroz es muy fácil de digerir para los perros y puede ayudar a aliviar el malestar estomacal.

Puedes alimentar a tu perro con arroz solo o combinado con un poco de pollo o pavo para obtener proteínas adicionales.

40. Carne de res: puede comer

La carne de res magra es segura para que la coman los perros.

De hecho, la carne de res es un ingrediente común en muchos alimentos para perros. Es una excelente fuente de proteínas y muchas vitaminas y minerales importantes que su perro necesita para su salud en general.

La carne que le des a tu perro debe ser simple, sin salsas ni condimentos agregados. Estos a menudo contienen ingredientes que pueden ser dañinos para su perro, como la sal.

41. Limones y limas: no se pueden comer

Los limones y las limas pueden ser tóxicos para tu perro.

Esto se debe a que las cáscaras de los limones y las limas contienen una sustancia llamada psoraleno, que puede hacer que los perros tengan síntomas gastrointestinales como vómitos y diarrea.

Si los perros consumen grandes cantidades de psoraleno, pueden producirse síntomas más graves, como temblores musculares, dificultad para caminar, insuficiencia hepática y muerte.

42. Plátanos: se pueden comer

Los perros pueden comer plátanos con moderación.

Los plátanos son ricos en fibra y muchas vitaminas y minerales. Algunas personas también afirman que los plátanos ayudan a aliviar las náuseas en los perros.

Puede mezclar un poco de plátano triturado con la comida habitual de su perro o darle una o dos rebanadas como golosina ocasional.

43. ​​Fresas: se pueden comer

Tu perro puede comer fresas con moderación de forma segura.

Las fresas son un tratamiento muy saludable para los perros, ya que son bajas en calorías pero ricas en nutrientes, antioxidantes y fibra.

Antes de alimentar a tu perro con fresas, asegúrate de cortarlas en trozos pequeños para evitar que se ahogue.

44. Naranjas: se pueden comer

Los perros pueden comer naranjas en pequeñas cantidades.

Las naranjas son un regalo excelente para los perros porque son ricas en nutrientes y bajas en calorías.

Sin embargo, se ha informado que las naranjas causan malestar estomacal en algunos perros y, por lo tanto, deben comerlas con moderación.

45. Hongos: se pueden comer

Los hongos comprados en la tienda son seguros para que los perros los coman.

Sin embargo, solo alimente a su perro con hongos simples que no se hayan combinado con ingredientes adicionales, como ajo y cebolla, que pueden tener efectos adversos en los perros.

Además, vale la pena señalar que algunos hongos silvestres son tóxicos para su perro y pueden causar intoxicación por hongos.

46. Patatas: se pueden comer

Los perros pueden comer patatas simples cocidas.

Sin embargo, nunca debes alimentar a tu perro con patatas crudas. Las patatas crudas contienen solanina, un compuesto tóxico para los perros. Cocinar papas reduce sus niveles de solanina.

Las papas solo deben administrarse a los perros en pequeñas cantidades, ya que su alto contenido de carbohidratos puede hacer que los perros aumenten de peso si las comen en grandes cantidades.

47. Cerezas: limitadas

Los perros pueden comer cerezas frescas sin hueso en cantidades moderadas.

Sin embargo, no debes permitir que tu perro coma huesos de cereza. Los huesos de cereza contienen cianuro, que es venenoso para los perros cuando se consume en grandes cantidades. Además, los huesos de cereza son un peligro de asfixia.

Las cerezas también pueden causar malestar estomacal y diarrea en los perros si comen demasiadas. Si alimentas a tu perro con cerezas, limítelo a una o dos cerezas a la vez.

48. Camarones: se pueden comer

Puede alimentar a su perro con camarones cocidos y simples.

El camarón es un regalo saludable para los perros, ya que es una excelente fuente de proteínas y proporciona una cantidad significativa de vitaminas y minerales.

Sin embargo, debes evitar alimentar a tu perro con camarones crudos, ya que pueden contener bacterias dañinas que podrían enfermarlo. Siempre asegúrate de quitar la cáscara de los camarones para evitar que tu perro se ahogue.

49. Apio: se puede comer

En pequeñas cantidades, el apio es un bocadillo seguro para los perros.

Además, el apio es un tratamiento saludable para los perros. Es bajo en calorías y una excelente fuente de muchas vitaminas y minerales.

Antes de alimentar a su perro con apio, córtalo en trozos del tamaño de un bocado para evitar que se atragante y que sea más fácil de digerir.

50. Cacahuetes: limitados

Los cacahuetes sin sal son seguros para que los perros los coman en pequeñas cantidades.

Al igual que otros frutos secos, los cacahuetes tienen un alto contenido de grasa y pueden contribuir al aumento de peso y la pancreatitis si su perro come demasiados.

Además, los cacahuetes a menudo contienen ingredientes agregados como la sal que podrían ser dañinos para los perros. Si alimentas a tu perro con maní, es mejor darle solo unos pocos cacahuetes a la vez.

Conclusión

Algunos alimentos son seguros y saludables para los perros, mientras que otros son dañinos e incluso pueden ser mortales.

Todos los alimentos deben introducirse en la dieta de tu  perro de forma gradual, de modo que puedas controlarlos en busca de efectos adversos como reacciones alérgicas.

Incluso si un alimento se considera "seguro" para los perros, una regla general es dárselo a tu perro con moderación. Esto puede ayudar a prevenir el aumento de peso y otros efectos negativos.

Ten en cuenta que todos los perros son diferentes. Un perro puede tolerar bien una comida, mientras que otro experimenta efectos adversos.

Sin embargo, puede ser agradable darle un premio a tu perro de vez en cuando. Solo asegúrate de alimentarlo solo con alimentos que no sean tóxicos para los perros.

Si tienes preguntas sobre el tamaño de las porciones específicas de alimentos para alimentar a su perro, consulta a tu veterinario de confianza.

martes, 6 de abril de 2021

¿Por qué dar un pienso para perros diferente según la raza?

Cada perro es diferente. Desde sus ridículas posiciones para dormir hasta la forma en que se mueven cuando dices su nombre, sus personalidades únicas son las que los hacen tan especiales.

Cuando se trata de comida para perros, debes considerar un conjunto diferente de características para determinar la dieta más adecuada. La raza de tu perro puede ayudarte a comprender mejor algunas de sus necesidades nutricionales y cómo puedes cuidarlo mejor.

Necesitas una marca de alta calidad que los mantenga felices y saludables, y la raza de tu perro puede arrojar algo de luz sobre sus necesidades nutricionales según su tamaño, metabolismo y cualquier condición de salud común que puedan desarrollar a medida que envejecen.

Consulta en piensospopas.es para averiguar qué necesita tu perro y cómo elegir el alimento que mejor se adapte a sus necesidades únicas.

¿Por qué dar un pienso para perros diferente según la raza?

¿Por qué dar un pienso para perros diferente según la raza? 

La raza de tu perro obviamente puede determinar su apariencia, pero también puede influir en su temperamento, constitución, nivel de actividad y necesidades dietéticas. Esto podría significar que un perro con una constitución robusta y un alto nivel de actividad, por ejemplo, puede beneficiarse de una dieta diferente a la de un perro con una estatura más pequeña y un nivel de actividad más bajo.

Cada raza tiene diferentes rasgos genéticos que pueden determinar el metabolismo y la predisposición a enfermedades y problemas relacionados con la edad. Encontrar la dieta adecuada para su raza puede ayudar a reducir o prevenir estos problemas al ofrecer los nutrientes adecuados para apoyar la salud general de tu perro.

Cada una de estas líneas de alimentos específicas de raza pura se elabora cuidadosamente teniendo en cuenta la biología de la raza para proporcionarles la nutrición que necesitan.

Por ejemplo, los perros salchicha son típicamente una raza de alta energía, pero tienden a comer en exceso y son propensos a tener problemas de espalda y articulaciones en el futuro debido a su estatura. La comida para perros salchicha ha sido diseñada para proporcionarles los nutrientes necesarios para mantener su salud y posiblemente prevenir estas dolencias comunes.

Las croquetas tienen una forma que se adapta a su mandíbula estrecha y compacta, mientras que el contenido calórico y los nutrientes son adecuados para su nivel de actividad y respaldan su salud y movilidad en general.

Por otro lado, la fórmula de la comida para perros Rottweilers es algo diferente. Toma en consideración la fuerte mandíbula del Rottweiler, que requiere un tipo diferente de croquetas por tamaño y textura.

La comida para rottweiler proporciona nutrientes que apoyan la salud del corazón, ya que son susceptibles a enfermedades cardíacas, y niveles de proteína personalizados para evitar el aumento de peso innecesario y problemas de movilidad.

La comida para perros diferentes por razas tiene fórmulas específicas para las siguientes razas:

  • Beagle
  • Bichon Frise
  • Boxer
  • Buldog
  • Cavalier King Charles Spaniel
  • Chihuahua
  • Cocker
  • Perro tejonero
  • Dálmata
  • Bulldog francés
  • Pastor alemán
  • Perro perdiguero de oro
  • Gran Danés
  • Jack Russell Terrier
  • Labrador retriever
  • Maltés
  • Schnauzer miniatura
  • Caniche
  • Doguillo
  • Rottweiler
  • Setter
  • Shih Tzu
  • Terrier blanco de las tierras altas del oeste
  • Yorkshire terrier

¿Alimentas a un perro de una raza específica? ¡Dinos por qué o por qué no en los comentarios a continuación!

jueves, 26 de noviembre de 2020

Frutas que pueden comer los perros

No es raro querer malcriar al perro compartiendo sobras de la mesa o tu bocadillo favorito. Después de todo, si es seguro de comer para ti, debe estar bien para tu mascota, ¿verdad? No necesariamente. Si bien muchos alimentos para humanos son perfectamente seguros para los perros, algunos son muy poco saludables y francamente peligrosos, por lo que es fundamental saber qué frutas pueden comer los perros

Los perros digieren de manera diferente a los humanos, y comer los alimentos incorrectos puede provocar problemas de salud a largo plazo y, en casos extremos, incluso la muerte. Como carnívoros, no tienen una necesidad real de frutas o verduras como parte de su dieta, pero una fruta o verdura de vez en cuando está bien. Sigue leyendo para descubrir qué frutas están bien para compartir con moderación con tu mascota y no olvides que es importante la calidad de la comida para perros a la hora de velar por la salud de nuestros amigos de cuatro patas.

Frutas que pueden comer los perros

alimentos que pueden y no pueden comer los perros

Manzanas

Los perros pueden comer manzanas. Las manzanas son una excelente fuente de vitaminas A y C, además de fibra para tu perro. Son bajos en proteínas y grasas, lo que los convierte en la merienda perfecta para perros mayores. Solo asegúrate de quitar las semillas y el corazón primero. 

Plátanos

Los perros pueden comer plátanos con moderación. Los plátanos son un excelente regalo bajo en calorías para los perros. Tienen un alto contenido de potasio, vitaminas, biotina, fibra y cobre. Son bajos en colesterol y sodio, pero debido a su alto contenido de azúcar, los plátanos deben administrarse como un premio, no como parte de la dieta principal de tu perro.

Arándanos

Los arándanos son un superalimento rico en antioxidantes, que previenen el daño celular en humanos y caninos por igual. También están llenos de fibra y fitoquímicos. ¿Quieres enseñarle a tu perro a atrapar golosinas en el aire? Prueba los arándanos como alternativa a las golosinas compradas en la tienda.

Melón

El melón es un alimento seguro para los perros. Es una fruta repleta de nutrientes, baja en calorías y es una gran fuente de agua y fibra. Sin embargo, tiene un alto contenido de azúcar, por lo que debe compartirse con moderación, especialmente en perros con sobrepeso o diabetes.

Mango

Este dulce regalo de verano contiene cuatro vitaminas diferentes: A, B6, C y E. También contienen potasio y tanto betacaroteno como alfacaroteno. Solo recuerda, que el mango tiene un alto contenido de azúcar, así que úsalo como un premio ocasional.

Naranjas

Sí, los perros pueden comer naranjas. Las naranjas están bien para que las coman los perros, según los veterinarios, pero es posible que no sean fanáticos de los cítricos de olor fuerte. Las naranjas son una excelente fuente de vitamina C, potasio y fibra, y en pequeñas cantidades, la jugosa pulpa de una naranja puede ser un sabroso manjar para su perro. Los veterinarios recomiendan tirar la cáscara y solo ofrecerle a su perro la pulpa de la naranja, menos las semillas. La cáscara de naranja es áspera para su sistema digestivo y los aceites pueden hacer que su perro literalmente levante su sensible nariz.

Melocotones

Los melocotones son seguros para los perros. Pequeñas cantidades de duraznos frescos o congelados cortados son una gran fuente de fibra y vitamina A, e incluso pueden ayudar a combatir infecciones, pero ten cuidado, el hueso contiene pequeñas cantidades de cianuro. Siempre que primero cortes completamente alrededor del hueso, los duraznos frescos pueden ser un gran regalo de verano. Evita los melocotones enlatados, ya que generalmente contienen altas cantidades de jarabes azucarados.

Peras

Las peras son un excelente alimento porque tienen un alto contenido de cobre, vitaminas C y K y fibra. Se ha sugerido que comer la fruta puede reducir el riesgo de sufrir un derrame cerebral en un 50 por ciento. Solo asegúrese de cortar las peras en trozos del tamaño de un bocado y primero retira el corazón y las semillas de la fruta. 

Piña

La piña es una fruta segura para que la coman los perros. Unos trozos de piña son un gran dulce para los perros, siempre y cuando primero se quiten la cáscara y la corona espinosas. La fruta tropical está llena de vitaminas, minerales y fibra. También contiene bromelina, una enzima que facilita la absorción de proteínas por parte de los perros.

Frambuesas

Las frambuesas están bien con moderación. Contienen antioxidantes que son excelentes para los perros. Son bajas en azúcar y calorías, pero altas en fibra, manganeso y vitamina C. Las frambuesas son especialmente buenas para los perros mayores porque tienen propiedades antiinflamatorias que pueden ayudar a retrasar el envejecimiento de las articulaciones. Sin embargo, contienen pequeñas cantidades de xilitol, así que limita a tu perro a menos de una taza de frambuesas a la vez.

Fresas

Las fresas están llenas de fibra y vitamina C. Junto con eso, también contienen una enzima que puede ayudar a blanquear los dientes de tu perro mientras los come. Contienen gran cantidad de azúcar, así que asegúrate de dárselas con moderación.

Sandía

Los perros pueden comer sandía, pero es importante quitar la cáscara y las semillas primero, ya que pueden causar obstrucción intestinal, sin embargo la pulpa de la sandía es segura para los perros. Está llena de vitamina A, B-6 y C, además de potasio. La sandía contiene un 92 por ciento de agua, por lo que es una excelente manera de ayudar a mantener a tu perro hidratado en los calurosos días de verano.

domingo, 15 de marzo de 2020

Cómo hacer que un perro enfermo coma

Los perros que sufren de cáncer, se recuperan de lesiones o luchan contra las chinches estomacales pueden perder interés en comer, prolongando la recuperación. Una pérdida temporal de apetito no es necesariamente motivo de alarma, pero los perros que no comen durante unos días pueden tener enfermedades potencialmente mortales. Póngase en contacto con su veterinario cada vez que su perro rechace la comida durante más de dos días. Mientras tanto, puede probar algunos trucos para aumentar el apetito de su mascota.

Cómo hacer que un perro enfermo coma 

Cómo hacer que un perro enfermo coma

Golosinas tentadoras
A veces, la forma más fácil de hacer que su mascota coma es ofrecerle algo tan delicioso que no pueda rechazarlo. Intente mezclar un poco de mantequilla de maní en la comida de su perro. Si aún no come, pruebe a ver si lame un poco de mantequilla de maní. ¿No? Coloque una pequeña cantidad de mantequilla de maní en su nariz, lo que esencialmente lo obligará a consumir un poco mientras se limpia la nariz. Otros alimentos favoritos de los perros incluyen queso, pollo hervido, pequeñas cantidades de comida para gatos, carnes para el almuerzo y alimentos para bebés con sabor a carne. Alimente a su perro con varias comidas pequeñas durante el día en lugar de una comida grande.

Calentar la comida
Calentar la comida de su perro puede estimularlo a comer, ya que hace que la comida libere más compuestos olorosos. Por ejemplo, puede colocar algunos alimentos enlatados en un plato apto para microondas y calentarlos durante aproximadamente un minuto. Tenga cuidado de no ofrecerle comida que esté demasiado caliente. Los perros a menudo sorben su comida rápidamente, lo que podría provocar quemaduras graves. Debería poder poner su dedo en la comida calentada del perro cómodamente. Puede calentar croquetas secas, haciéndolas más apetitosas, vertiendo caldo de pollo tibio sobre ellas.

Estrategia psicológica
Asegúrese de que su ansiedad no afecte a su perro. Anime a su perro a comer con mucho amor y apoyo. Nunca trate de obligar a su perro a comer, lo que puede hacer que se retire, lo que agrava el problema. Si su perro es tímido, proporcione su comida, completa con algunas golosinas sabrosas, en un lugar tranquilo y apartado y déjelo comer solo. Sin embargo, debe conocer a su mascota y adaptar su estrategia a él, ya que algunos perros pueden comer solo cuando están al lado de su persona.

Lidiando con la deshidratación
Su mascota obtiene parte de su ingesta diaria de agua de sus alimentos, por lo que es importante controlar los perros anoréxicos para detectar signos de deshidratación. Mire las encías de su mascota, que deben aparecer húmedas y rosadas en animales bien hidratados. Levante suavemente el cuello, suéltelo y observe cómo se desliza de nuevo a su lugar. La piel de los perros bien hidratados se deslizará hacia atrás rápida y suavemente. La piel que se desliza lentamente indica un perro deshidratado. Alimente a un perro deshidratado con comida enlatada y aliéntelo a beber agua. Si el perro no bebe voluntariamente, trate de ofrecerle alimentos empapados en caldo y deje que el perro mastique cubitos de hielo.

viernes, 22 de noviembre de 2019

Alimentación de perros Yorkshire Terriers

Seguramente jamás pensó que perros tan pequeños tienen necesidades dietéticas tan especiales, pero los Yorkshire Terriers realmente tienen necesidades nutricionales muy singulares, y de hecho son muy quisquillosos a la hora de comer.

Yorkshire Terriers

Alimentación de perros Yorkshire Terriers

La mayoría de los propietarios de Yorkshire Terrier no compran comida comercial para perros para sus queridas mascotas. En cambio, estos perros especiales son alimentados con los mismos alimentos que las personas comen. Los alimentos favoritos incluyen pollo y carne de res, así como una variedad de vegetales verdes, leche y pan. Todos los alimentos deben estar libres de conservantes, orgánicos si es posible, y todas las carnes deben estar bien cocidas.

Debe preguntarle a su veterinario cuánto debe comer su Yorkshire Terrier y con qué frecuencia. Si un cachorro de Yorkshire pasa demasiado tiempo sin comer, tiene muchas posibilidades de sufrir hipoglucemia. Idealmente, su Yorkshire Terrier será alimentado tres veces al día, con un refrigerio por la noche.

Su veterinario puede preguntarle exactamente con qué está alimentando a su Yorkie, para que pueda determinar qué suplementos puede necesitar su perro. No se deben administrar suplementos de vitamina C a un Yorkshire Terrier, y tampoco necesita alimentarlo con alimentos ricos en vitamina C. En su mayor parte, debe tratar de proporcionar todos los nutrientes, minerales y vitaminas que su Yorkshire Terrier necesita a través de los alimentos que come.

Cocinar para su Yorkshire Terrier no lleva mucho tiempo. La mayoría de los propietarios de Yorkie preparan los alimentos para la semana en un par de horas y luego los almacenan en el refrigerador. Puede calentar la comida en el microondas o en la cocina o simplemente permita que la porción que está a punto de comer alcance la temperatura ambiente antes de servirla.

El agua, por supuesto, es esencial. Debe proporcionar un suministro constante de agua dulce para su mascota. Su Yorkie tendrá mucha energía y puede deshidratarse fácilmente si no hay agua fresca disponible continuamente.

Los mejores platos de comida estarán hechos de plástico o vidrio duradero. No use recipientes tipo vajilla, ya que las bacterias de los alimentos pueden filtrarse en los poros y eventualmente enfermar a su perro. Lave su tazón de agua una vez al día y lave su tazón de comida después de cada comida. Asegúrese de enjuagar bien los platos para que no queden residuos de jabón.

Prepárese para la delicadeza y asegúrese de prestar atención a lo que su perro come y no come. Si a un Yorkie no le gusta algo de la comida en su tazón, empujará esa comida a un lado y comerá los alimentos que le gustan a su alrededor. Nuevamente, preste atención a lo que no está comiendo, para que pueda intercambiar ese alimento en particular con uno que sea igual en términos de vitaminas y minerales.

miércoles, 4 de septiembre de 2019

Alimentos para personas que pueden comer los perros

Tratamos de mantener a nuestros perros en sus dietas caninas, pero a veces no podemos resistirnos a deslizarles un "bocado humano" ocasional. Si desea premiar a su mascota con una chatarra de mesa, asegúrese de elegir alimentos que sean seguros para las barrigas caninas. Aquí hay una gran lista de alimentos para personas que pueden comer los perros aprobados para nuestras mascotas.

Alimentos para personas que pueden comer los perros

Alimentos para personas que pueden comer los perros

1. Mantequilla de maní
Uno de los regalos favoritos de muchos caninos. No solo es una buena fuente de proteínas, sino que también contiene grasas saludables para el corazón, vitamina B, niacina y vitamina E. Ponga mantequilla de maní en un juguete para perros para mantener a su perro ocupado durante horas. Elija mantequilla de maní cruda y sin sal.
NOTA: asegúrese de no usar mantequilla de maní sin azúcar o "lite" que tenga edulcorantes artificiales, particularmente xilitol, ya que estas sustancias son increíblemente tóxicas para los perros.

2. Pollo cocido
Puede introducirse en el tazón junto con la comida normal de su perro para agregar una especia y proteínas adicionales a su dieta. Esto también es un buen sustituto de comida si tiene problemas y no tiene comida para perros.

3. Queso
Un gran regalo para un perro, siempre y cuando no sea intolerante a la lactosa, que es un pequeño porcentaje. Asegúrese de controlar la reacción de su perro. Opte por variedades bajas en grasa o reducidas y no sobrealimente, ya que muchos quesos pueden tener un alto contenido de grasa. El requesón suele ser una buena opción.

4. Zanahorias baby
Bueno para los dientes de un perro, las zanahorias son bajas en calorías y altas en fibra y beta caroteno / vitamina A.

5. Yogurt
Alto en calcio y proteínas. Pero asegúrese de elegir solo yogures que no contengan edulcorantes artificiales o azúcares añadidos. Los yogures con bacterias activas pueden actuar como probióticos y son buenos para el sistema digestivo de su perro.

6. Salmón
Una buena fuente de ácidos grasos omega 3, que son responsables de mantener el pelaje de su perro sano y brillante, así como de apoyar el sistema inmunológico de su perro. Alimente a su perro con salmón cocido, agregue aceite de salmón a su plato de comida o deslícelo en algunas de sus raciones no deseadas.

7. Calabaza
Buena fuente de fibra, así como betacaroteno / vitamina A. Puede ayudar a mantener el tracto gastrointestinal en movimiento y puede ayudar con problemas digestivos.

8. Huevos
Revolver un huevo para su cachorro es una excelente manera de darle un impulso proteico a su dieta. Los huevos también son una fuente de riboflavina y selenio fácilmente digeribles, lo que los convierte en un refrigerio saludable.

9. Judías verdes
Haga un gran regalo a su perro, ya que son abundantes y bajos en calorías. Seleccione frijoles que no tengan sal agregada.

10. Rodajas de manzana
Ayuda a limpiar los residuos de los dientes de un perro, lo que ayuda a refrescar su aliento. Las manzanas son una buena fuente de fibra, así como de vitamina A y C. Asegúrese de sacar las semillas y el núcleo antes de alimentar a su perro, ya que pueden ser un peligro de asfixia.

11. Avena
Una gran fuente de fibra soluble, que puede ser especialmente beneficiosa para perros mayores con problemas de irregularidades intestinales. También es un gran grano alternativo para perros alérgicos al trigo. Asegúrese de cocinar la avena antes de servirla a su perro. No agregue ningún aditivo de azúcar o sabor.

Estos son solo algunos de los alimentos aprobados para perros que puede tirar a la manera de su perro. Recuerde probarlos en pequeñas cantidades. Si su perro experimenta algún tipo de reacción, consulte inmediatamente a un veterinario. Antes de darle comida a tu perro, investigue que sea seguro. Nunca alimente a su perro con artículos humanos tóxicos como: chocolate, cebolla, uvas, pasas, masa de levadura, edulcorantes artificiales, nueces de macadamia, aguacates, alcohol o café. Consulte a su veterinario si tiene alguna pregunta sobre qué es seguro y qué es dañino.

¿Cuál es la comida favorita de tu perro? Compártalo con nosotros en los comentarios.

viernes, 2 de agosto de 2019

Cómo alimentar a mi perro?

Cuando se trata de alimentar a su perro, hay algunas decisiones que debe tomar. Una nutrición adecuada es una de las necesidades básicas de su perro, y se trata de algo más que la marca de alimentos para perros. Vea las respuestas a algunas preguntas básicas que muchos dueños de perros tienen sobre la alimentación.

Cómo alimentar a mi perro?

¿Qué tipo de comida para perros es mejor para mi perro?
Debido a que hay tantas marcas comerciales de alimentos para perros disponibles, elegir un alimento para perros puede ser bastante abrumador. Algunas marcas de ración para perro se consideran "completas y equilibradas". Esto significa que la dieta sostiene la vida y satisface las necesidades nutricionales básicas de un perro. Sin embargo, no todos los alimentos para perros son iguales. Muchos expertos coinciden en que la calidad de los ingredientes juega un papel importante en la salud y el bienestar de un perro.

Cuando elija el tipo de alimento para alimentar a su perro, primero reduzca sus prioridades:
  • ¿Qué tan importante es para usted alimentar a su perro con ingredientes más naturales y saludables? Si esto es muy importante, busque alimentos naturales / holísticos o dietas veterinarias terapéuticas. Mejor aún, considere una dieta casera (con la orientación de su veterinario, por supuesto).
  • ¿Cuánto influye el costo en su decisión? Las dietas naturales y holísticas suelen estar en el rango de precios más alto. Sin embargo, las dietas económicas a menudo se hacen con ingredientes de menor calidad. Si tiene un presupuesto limitado, es posible que necesite encontrar un alimento de nivel medio para alimentar a su mascota.
  • ¿Cuánto tiempo está dispuesto a pasar preparando la comida? Si desea ahorrar dinero y tener tiempo, una dieta casera puede ser la opción más saludable.
Luego, considere a su perro:
  • Los perros exigentes pueden tener mejores resultados con alimentos enlatados o dietas caseras.
  • Los perros con sobrepeso o aquellos con problemas de salud pueden beneficiarse de dietas veterinarias especiales o dietas caseras con recetas de comida para perros.
Elección de dietas comerciales: para comparar los alimentos y determinar cuál es el mejor para su perro, hable primero con su veterinario. Solicite la opinión de profesionales de perros e incluso de otros dueños de perros. Haga su propia investigación en sitios de Internet sobre perros. En caso de duda, solicite a su veterinario una referencia a un nutricionista veterinario. Recuerde que las opiniones sobre nutrición canina tienden a variar mucho.

Elegir dietas preparadas en casa: en lugar de elegir una dieta comercial, algunos propietarios optan por dietas caseras. Si prueba esta opción, asegúrese de trabajar con su veterinario para crear una dieta completa y equilibrada que se adapte a las necesidades de su perro. Si su perro no se alimenta con una dieta completa y equilibrada puede provocar problemas de salud importantes para su perro a su amigo de cuatro patas.

¿Cuánta comida debo darle a mi perro?
La cantidad de comida para alimentar a su perro depende de algunos factores:
  • La edad de su perro (cachorro vs. adulto)
  • La condición corporal de su perro
  • El nivel de actividad de su perro
  • El contenido calórico y nutritivo de la dieta
Una calculadora de comida para perros puede decirle aproximadamente cuántas calorías por día necesita su perro. Hable con su veterinario sobre la condición corporal de su perro y el peso ideal.

¿Con qué frecuencia necesita comer un perro?
La mayoría de los expertos están de acuerdo en que la alimentación dos veces al día es mejor para la mayoría de los perros adultos. Una vez al día es mucho tiempo entre comidas para un perro. Los cachorros deben ser alimentados de 3 a 6 veces por día (los cachorros pequeños necesitan alimentos con mayor frecuencia para prevenir el bajo nivel de azúcar en la sangre). Hable con su veterinario sobre un horario de alimentación adecuado para su perro.

¿Qué tipo de recipiente para perros es el mejor?
Los expertos recomiendan evitar los tazones de plástico para el pienso y el agua de un perro. Esto se debe a que su perro puede desarrollar una reacción o sensibilidad alérgica, lo que resulta en una erupción o un tipo de acné en la barbilla y la cara. El plástico no solo es un irritante potencial, sino que el recipiente puede albergar bacterias u otros microbios que afectan a su perro. Los cuencos de plástico son más difíciles de mantener limpios debido a los rincones microscópicos y al espacio donde pueden vivir los gérmenes. Es mejor usar cuencos de metal o cerámica para la comida y el agua del perro.

¿Qué pasa con las golosinas para perros?
Hay muchas opciones para deliciosas golosinas para perros y masticables para perros. Asegúrese de elegir opciones seguras para su perro. Además, recuerde que las golosinas y los alimentos masticables son suplementos para la dieta de su perro y nunca deben representar más del 10% de la ingesta calórica diaria de su perro.

¿Qué alimentos debo evitar en la alimentación de mi perro?
La mayoría de los perros adoran la comida y comen casi cualquier cosa que puedan encontrar. Evite los siguientes alimentos dañinos o incluso tóxicos para perros:
  • Chocolate
  • Uvas / Pasas
  • Cebollas
  • Huecos y semillas de frutas / verduras
  • Bebidas o comidas alcohólicas.
  • Bebidas o alimentos con cafeína
  • Nueces de macadamia
  • Masa de levadura
  • Xilitol (que se encuentra en las gomas y dulces sin azúcar o con bajo contenido de azúcar)
  • Comida mohosa o podrida
  • Alimentos grasos
  • Alimentos salados
  • Huesos, astas y pezuñas de animales
¿Qué alimentos humanos son seguros para los perros?
Si bien la comida de las personas generalmente debe evitarse, hay algunas que puede alimentar de manera segura como golosinas o con las comidas para que la comida para perros sea más sabrosa. Las carnes magras sin sazonar y ciertas frutas y verduras simples son saludables para los perros.

Opte por alimentos enteros, sin procesar, bajos en grasa, sal y azúcar. Alimente con porciones pequeñas como golosinas, recordando la regla sobre golosinas que representan no más del 10% de la ingesta diaria de su perro. Aquí hay algunas opciones saludables para perros:
  • Pollo
  • Pavo
  • Carne de vaca
  • Zanahorias
  • Judías verdes
  • Patatas dulces
  • Las manzanas
  • Plátanos
  • Mantequilla de maní
  • Algarroba
  • Yogurt natural, especialmente griego